NeoFronteras

Novedades sobre fauna precámbrica

Área: Paleontología — martes, 3 de julio de 2012

Descubrimientos recientes arrojan nueva luz sobre la evolución de los primeros animales que poblaron nuestro planeta.

Foto

La explosión del Cámbrico fue todo un rompecabezas para la Paleontología. La súbita aparición en el registro fósil de todos los filos animales conocidos fue difícil de explicar. Parecía que justo antes no hubo nada, sólo un desierto microbiano. Sin embargo, hace unas décadas se descubrió la fauna de Ediácara en lo que es la actual Australia, más tarde se encontraron algunos ejemplares en el Reino Unido y un buen grupo de ellos en Terranova (Canadá).
Pero esas formas de vida animales han producido mucha controversia, sobre todo en cuanto a su complejidad. Para algunos serían los precursores de la vida compleja que evolucionó más tarde, pero para otros se trataría de formas de vida muy primitivas y simples, quizás incluso sólo se serían meras bolsas celulares pasivas que albergaban algas simbióticas.
Lo que estaba claro era que estas formas de vida del Ediacarense (se nombró un periodo geológico en su honor, que trascurrió entre hace 635 y 542 millones de años) no dejaron descendientes entre la vida que vino después, pues en el registro fósil no hay nada parecido en todos los millones de años posteriores.
El problema es que el número de fósiles con los que se cuenta es escaso. Pero la Paleontología funciona a base de hallazgos afortunados. Hace 579 millones de años una erupción volcánica enterró en ceniza a unos animales que estaban en lo que hoy es Terranova, conservándolos para la posteridad. Las cenizas volcánicas no sólo parecen conservar bien ciudades romanas como Pompeya, sino que también consigue fosilizar la vida del pasado, así se habla por ejemplo de “bosques pompeyanos”, aunque no estén en Italia.
Ahora uno grupo de paleontólogos de las universidades de Oxford, Cambridge y Memorial University han encontrado 100 fósiles que parecen ser crías de animales ediacarenses, en concreto de rangeomorfos. Los rangeomorfos parecen tener forma de fronde u hoja de helecho, vivieron entre hace 580 y 550 millones de años y superficialmente se parecen a algunos tipos de corales, pero que realidad no tienen paralelismo con ninguna criatura de la actualidad. Llegaron a medir hasta 2 metros de longitud. Los nuevos ejemplares se han encontrado en Mistaken Point Ecological Reserve, uno de los yacimientos clásicos de fauna ediacarense.

Foto

No se sabe muy bien dónde colocar en el árbol filogenético a estos seres misteriosos que no llegaron al Cámbrico. Se cree que vivían en aguas profundas en donde la luz era escasa, así que no podrían beneficiarse directamente de la fotosíntesis. Quizás su forma les permitía conseguir mejor oxigeno o más nutrientes.
Las crías fosililizadas encontradas son todas menores a los 3 cm de longitud, pero algunas miden solamente unos 6 milímetros. Provienen del fondo de registro rocoso y, por tanto, son muy antiguas. Presentan una gran variedad taxonómica e incluye especies nunca encontradas antes.
Estos investigadores creen que quedaron sepultados hace 579 millones de años por cenizas volcánicas, lo que ha permitido conservar estos ejemplares de manera excepcional.
El hallazgo refuerza la idea de que hace unos 580 millones de años la vida animal se hizo gran tamaño con el advenimiento de rangeomorfos.
Estos paleontólogos tratarán de explorar más atrás en el tiempo para así encontrar cuándo estos misteriosos animales aparecieron por primera vez

Foto
Marcas dejadas por bilateria comparadas con una moneda. Fuente: Richard Siemens.

Pero otro grupo de investigadores han encontrado lo que parecen ser las señales más antiguas hasta la fecha de animales con simetría bilateral. Algo parecido a una babosa se deslizó por el fondo de un mar somero en lo que hoy es Uruguay hace 585 millones de años. No es el animal en sí lo que fosilizó, sino las huellas que dejó sobre el lecho marino. Sin embargo, estas huellas permiten identificar este animal (bilateria) de otros, pues permiten determinar incluso el sentido de avance.
El hallazgo hace retroceder la aparición de animales con simetría bilateral con capacidad de desplazamiento en 30 millones de años.
La capacidad de desplazamiento a través de los sedimentos en un patrón específico gracias a la musculatura de este ser indica que ya entonces apareció una adaptación evolutiva para buscar comida, probablemente constituida por material orgánico en los sedimentos.
No existen fósiles del cuerpo de estos animales pues tenían el cuerpo blando, algo que no facilita la fosilización. Generalmente o se conservan las huellas o el cuerpo de los animales, pero no los dos a la vez porque se requieren condiciones de fosilización distintas.
Se necesitaron 2 años de pruebas y revisiones para confirmar la edad de estos fósiles. El anterior ejemplo procedía de Rusia y tenía una edad de 555 millones de años. El nuevo hallazgo hará a los expertos del campo preguntarse sobre la cronología de la evolución animal y sobre las condiciones ambientales bajo las que se dio.

Copyleft: atribuir con enlace a http://neofronteras.com/?p=3867

Fuentes y referencias:
Nota de prensa.
Nota de prensa.
Artículo original.

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

19 Comentarios

  1. tomás:

    Estimado Neo:
    No cabe duda que debemos muchos conocimientos a la protección que ejercen las cenizas volcánicas. El artículo es muy interesante, pero quiero resaltar la importancia de otro que he vuelto a releer y hubiera querido, al menos, alabar, pero resulta que ya está cerrado a comentarios, por lo que me permito citarlo aquí. Se trata de “Circuitería común en el cerebro de los vertebrados”. ¿No habíamos quedado en que la posibilidad de comentar se extendía a las dos últimas páginas?
    Es que me he dado cuenta de la importancia del tema. Porque de la etología de los vertebrados y de su fisiología mental (esta última terminología sospecho que la acabo de inventar y no sé si es correcta. Quiero referirme a aquella actividad neuronal íntimamente asociada al comportamiento y que ahora es posible investigar mediante RMN), se deduce que posiblemente la cosa comenzara con los primeros cordados, ¿quién sabe? Al fin y al cabo, la evolución, con o sin saltacionismo es un contínuo.
    En resumen que el artículo es fabuloso y lo hemos pasado por alto.
    Mi más calurosa enhorabuena y lamento no haberlo sabido valorar en su extraordinaria importancia.

  2. NeoFronteras:

    Estimado Tomás:
    El sistema cierra automáticamente los comentarios al cabo de un mes. Como esa noticia tiene ya un mes ya está cerrada.

  3. Gerardo:

    Es ironico hablar sobre “Novedades del precámbrico”

  4. tomás:

    Estimado Gerardo:
    Se sobreentiende que las novedades se refieren al conocimiento. Por ejemplo no podría explicarme que en aquella época hubiese monedas de 10 centavos de dolar canadiense; leído el pié, todo aclarado. Pues eso; lees la breve explicación que sigue al título: “Descubrimientos recientes arrojan nueva luz…” y las ironías se difuminan.
    Un abrazo.

  5. Juan Manuel:

    Llama la atención que estos representantes del pasado si bien no abundan registros, si se encuentran vestigios en muy distantes regiones del mundo, quizas la tectónica de placas lo explique. Se sabe tan poco de estos organismos ediacarenses que podrían proponerse varias cosas como causas de su extinción, pero mejor que la paleontología nos ilustre algún dia. Invaluable información ha conservado la ceniza volcánica.

  6. tomás:

    Desde luego, estimado Juan Manuel. Basta pensar en la maravilla de las pisadas de Laetoli. Por cierto que no logro averiguar como se llamaba el que lanzó las boñigas -¡secas!- de elefante al afortunado Andrew Hill que, al evitar un ataque dio de bruces con la primera huella. Si alguien lo sabe, creo que merece ser recordado. Esta modalidad de lanzamiento podría ser tan popular como el de la jabalina y además daría para proteger a los elefantes.
    Un cordial saludo.

  7. Juan Manuel:

    Estimado tomás:
    Primero, gracias por la atención al comentario, en reciprocidad comento esto: parece que una boñiga si dio en el blanco y Andrew Hill cae de bruces al no lograr esquivarla, quien la lanzó fue un tal David Western, según Jerry A. Coyne. en su libro “Why evolution is true”. Lo gracioso es que sin saberlo (y esto lo anoto solo como una posibilidad) Hill y Western evocaban en esos momentos uno de las primeras formas de relajamiento que tal vez practicaron quienes dejaron las huellas. Saludos.

  8. tomás:

    ¡Muchas gracias, estimado Juan Manuel! En estos tiempos resulta más difícil relajarse con esa diversión pues elefantes no hay, al menos por aquí. Pero excrementos sí y en abundancia, así que no resulta asombroso adivinar mi propuesta para la próxima olimpiada. Una buena competición de lanzamiento podría hacer furor y activar la maltrecha economía. Sobre todo si promocionamos los procedentes del jamón de Jabugo, pero claro, como está a ese precio será mejor alimentarse de bellotas directamente y a ver qué sale. Como el hombre es tan parecido al cerdo, según dicen, igual es un éxito económico. Regalo la patente.

  9. Miguel Angel:

    Estimados tomás y Juan Manuel:

    Se agradece vuestro buen humor, como el de lluis o el de joabbl (este último espero que esté de vacaciones).

    Os lo agradezco especialmente porque me habéis hecho sonreir y he recordado aquello de que “somos lo que pensamos”, algo que nunca debería olvidar…
    Ni siquiera en este año, en que me después de tener la mala suerte de que me tocase esa compañera de trabajo pelín autointeresada que os comenté, a mi mujer le han “amortizado” su plaza de trabajo (es decir la han mandado a la calle). Aún así, no estoy muy desanimado porque las contingencias no tienen necesariamente que ser favorables siempre.

    Así que no tiene nada de paradójico celebrar este mal año e incluso la crisis, porque si la estoy sintiendo es porque existo, por tanto estoy vivo…Y ESTO ÚLTIMO ES UN GRAN MOTIVO DE ALEGRÍA.

    Gracias por recordármelo.

  10. tomás:

    Muy querido Miguel Angel:
    Lamento esa “amortización” y hay que consolarse como se pueda. Como dices, es un motivo de alegría que estés vivo: He aquí la relación causa-efecto: puedes alegrarte porque estás vivo.
    Un gran abrazo.

  11. Juan Manuel:

    Estimado Miguel Angel:

    Concuerdo con tomás en que en ocasiones hay que hacer de tripas corazón, sobre todo cuando las reglas de la economía son puntuales e implacables, así que exhibir un poco a nuestro ciro peraloca nos beneficia a todos, tal vez el estar alegre no nos prolongue demasiado la vida, pero si la hace de mejor calidad, así que ha sido un placer. Por otro lado y sin ser yo tan freudiano pienso que este medio nos sirve de catarsis cada vez que escribimos algo, solo espero que Neofronteras a quien felicito por tan original enfoque de trabajo nos tolere un poco salirnos de las reglas al volverlo por momentos en un chat en cámara lenta. Saludos y ánimo amigo !

  12. NeoFronteras:

    Estimado Juan Manuel:
    En los tiempos que corren es natural, incluso necesario, salirse del carril. En cuanto a la verdadera catarsis, al menos en esta España postdemocrática, tendría que ser profunda y alcanzar a gran parte de la clase política y económica.

    Al final nos tenemos que conformar con las cosas sencillas para intentar ser moderadamente felices, aunque sea por unos momentos: la sonrisa de alguien que nos importe, una persiana verde, disfrutar de un paisaje mediterráneo (que es la forma que tiene el color azul de ser mar), contemplar en directo la luz que ilumina la inmensa soledad de los cuadros de Hopper, revisitar una bonita escena de nuestra película favorita o escuchar una vez más la trompeta de Chet Baker.
    Al final uno se da cuenta de que en este maravilloso planeta hay más cosas que unen a la gente corriente que cosas que nos separen.

  13. Juan Manuel:

    Estimado Neofronteras:
    Me siento sorprendido por lo que podría causar una palabra de ocho letras interpretada en un pais en el que no nací ni habito; de hecho, barajaba poner algún otro término como: esparcimiento, descanso, etc, que para mí sin ser linguista y menos politólogo, significan algo semejante. Ignoro cualesquier otro alcance o connotación ideológica del término.
    Lamento mucho la incomodidad que haya podido causar, y no ha sido mi intención ofender a nadie, y menos, ser subversivo, de por sí, el mundo está lleno de problemas. Si alguien se ha dado por aludido lo siento enormemente, y desde aquí le envío simbólicamente una bandada de palomas blancas en señal de absoluta paz.
    Pido disculpas a Neofronteras y a toda su comunidad. Gracias.

  14. NeoFronteras:

    Estimado Juan Manuel:
    No se preocupe, no tiene nada de qué disculparse. Catarsis es una palabra absolutamente correcta. El comienzo del comentario 12 (quizás demasiado críptico) sólo podía ser entendido por el que siga la política española de cerca o la padezca y podía ser malinterpretado. Así que se ha cambiado ese comentario 12, que al fin y cabo está mal expresado, para evitar malentendidos.

  15. tomás:

    Estimados Neo y Juan Manuel:
    Quizá no logro comprender pero, para mí, catarsis es una palabra dirigida hacia un individuo o, si queréis, una sociedad que, en algún momento se da cuenta de sus errores o de sus pecados y que sufre por ello con un dolor manifiesto, como por ejemplo el llanto que le purifica. Por eso, el fenómeno natural que más identifico con la catarsis es la lluvia, que parece aliviarnos.
    Desconocía cualquier otro significado si es que os consta que lo tenga y desde luego ninguno que lo relacione con la violencia.
    Pero ahora se me ocurre que pueda relacionarse con un linchamiento, incluso masivo de culpables de una situación social; una revolución, vamos. Pero eso no sería catarsis porque quienes participasen no sentirían alivio alguno.
    En fin, no sé.
    Si mi comentario puede dañar a Neofronteras lo más mínimo, ruego se elimine.

  16. Miguel Angel:

    Muchas gracias por tus ánimos, apreciado Juan Manuel.

    Muy apreciado Neo:

    Muchas gracias por tan bellos enlaces, efectivamente las cosas pequeñas hacen toda una vida: me ha hecho recordar una canción de Madredeus (Coisas pequenas), también una frase que repetía muchas veces mi querida Cecilia (decía algo así: “hay gente que cree que vive por cosas muy grandes, sin embargo hay gente como yo que vivimos por cosas muy pequeñas).
    No recuerdo el nombre de un columnista de un periódico de gran tirada que decía que la vida para él era el café que se tomaba por las mañanas y hacía una detallada descripción de los aromas y sensaciones que percibía mientras se tomaba ese café que le hacía entrar en contacto con la realidad.

    Como los gustos son íntimos y personales le comentaré que me han gustado especialmente la película y el asombroso vídeo de La Tierra desde el espacio, pero mas aún el último de todos por el noble mensaje que encierra.

    Y hablando de la luz de un cuadro, me encanta el modo en que la maneja Delacroix.

    Abrazos catárticos.

  17. Juan Manuel:

    Estimado NeoFronteras:
    Debido a mi errónea interpretación del comentario original(12) por un momento me vino a la memoria aquella sociedad que dibujó Eric Arthur Blair en la última novela de su vida.

    Aclarado el punto, ahora si comprendo el verdadero sentido de lo dicho, y de algún modo me uno a ese sentir, será por el simple hecho de que formo parte de esa gente corriente a la que hace alusión en su magnífico audiovisual.

    Mis mas sinceros deseos de que superen a la brevedad la crítica situación por la que estan pasando. Saludos.

  18. Juan Manuel:

    Estimados tómas y Miguel Angel:

    Así es tomás esa maravillosa lluvia que nos asea, nos viste, nos alimenta y mantiene nuestra vida. Que esté muy lejano el día en que no vuelva a llover.

    Miguel Angel, Hubo una vez un insigne poeta Español
    que animó al Mundo enmedio de su tragedia y dijo al final de uno de sus más conocidos poemas, a propósito de estar vivo y de no claudicar:

    Retoñarán aladas de savia sin otoño
    reliquias de mi cuerpo que pierdo en cada herida.
    Porque soy como el árbol talado, que retoño:
    porque aún tengo la vida.

    Saludos afectuosos

  19. Miguel Angel:

    Estimado Juan Manuel:

    Gracias por esa hermosa pincelada de Miguel Hernández, que es uno de mis preferidos. Suelo visitar cada cierto tiempo la casa donde vivió en Orihuela ya que he tenido la fortuna de pasar muchos veranos de mi vida en un pueblito costero próximo.

    Recibo y te devuelvo tu afectuoso y sensible saludo.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.