NeoFronteras

Humor y agresión están modulados hormonalmente

Área: Medicina — lunes, 7 de enero de 2008

El humor parece estar modulado en los hombres por las hormonas masculinas. Las respuestas a una situación cómica van desde la agresión física o verbal al apoyo según el hombre madura.

Foto

El estudio de un año de duración, y recientemente publicado en British Medical Journal, ha sido realizado por Sam Shuster y está basado en cómo reaccionaba la gente al ver al investigador montar un monociclo por las calles de Newcastle. Lo que empezó como una afición terminó siendo un objeto de estudio después de darse cuenta de que la cantidad de respuestas estereotipadas y predecibles que recibía debían de indicar la existencia de un fenómeno biológico.
El estudio se basó en la observación de las reacciones de la gente ante una exposición súbita a un nuevo evento, que en este caso era el monociclo, que muy pocos habían visto antes. El investigador documentó la respuesta de más de 400 individuos y observó las respuestas de muchos otros.
Alrededor del 90% de la gente tuvo una respuesta física como una exagerada mirada. La mitad (más hombres que mujeres) de ellos tuvieron una respuesta verbal. Aunque la respuesta verbal era distinta según el sexo de las personas. El 95% de las mujeres adultas dijeron algo elogioso, halagüeño o mostraron preocupación. Aunque hubo unas pocas que hicieron comentarios sarcásticos o cómicos.
Por el contrario sólo el 25% de los hombres adultos respondieron como lo hicieron las mujeres. En su lugar el 75% hacían tentativas jocosas o sarcásticas. Igualmente llamativa fue la reiterada y predecible naturaleza de los comentarios de los hombres. Dos tercios de las respuestas cómicas hacían referencia el número de ruedas: “¿has perdido una rueda?”
Shuster notó además que la respuesta masculina es marcadamente diferente según la edad, moviéndose de la curiosidad en los niños de 5 a 12 años (la misma reacción que entre las chicas de la misma edad) a una respuesta física o verbal más agresiva en niños de 11 a 13 años, que trataban incluso de hacer caer al profesor de su monociclo.
Las respuestas terminaron siendo más verbales en los adolescentes de edad más avanzada y jóvenes, con chistes, bromas o burlas.
Esto evoluciona en adultos hacia el humor, caracterizado por un repetitivo humor agresivo que disimulaba una agresión latente.
Los hombres jóvenes en automóviles fueron particularmente agresivos. El investigador subraya que a esa edad es cuando los hombres alcanzan el máximo de virilidad. El número de “chistes” decaían con la edad dando lugar una respuesta más neutral y amigable.
La respuesta femenina por el contrario es apagada durante la pubertad y juventud siendo indiferentes o mínimamente aprobatorias, luego evolucionan a laudatorias o preocupadas en mujeres adultas.
Según el investigador, la idea de que montar en monociclo es intrínsecamente gracioso no explica estos comportamientos, particularmente lo repetitivo de las respuestas y la evolución con la edad. La genética podría explicar diferencia entre los sexos pero no el crecimiento y decrecimiento de la respuesta masculina.
Dice que la explicación más simple para esta evolución en la respuesta es el efecto de las hormonas masculinas (andrógenos), como la testosterona, que inducen la virilidad en el hombre.
Particularmente interesante es la evolución del humor. Los intentos iniciales de agresión parecen terminar siendo canalizados hacía una respuesta verbal que lleva hacia un chiste sofisticado en el que la agresión está escondida bajo el ingenio. Luego es el ingenio en el humor el que toma la independencia.

Fuentes y referencias:
BMJ-British Medical Journal.
Ilustración: ImageMD, vía Flickr.

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

4 Comentarios

  1. Jose M Piñeiro:

    Para el estudio se toma una muestra enorme, 400 personas, seleccionadas cuidadosamente para que representen el universo (las que pasaban por ahi). Ojo, que observo a bastantes mas…

    Se deduce del estudio que las personas reaccionan de forma diferente ante un hecho supuestamente comico (humor ingles). Su respuesta depende del sexo, edad o si van en automovil(¿?).

    De esto el “investigador” deduce que el humor tiene que ver con las hormonas. La agresión también (esto ultimo ya lo sabíamos).

    Siguiendo su metodologia, y de acuerdo a sus datos podemos decir:

    – Ir en coche incrementa el nivel hormonal del hombre joven (edad indeterminada) lo que se deduce de su especial agresividad.
    – Con la edad las mujeres rebajan su nivel de testosterona, en base a su creciente tolerancia. Justo todo lo contrario de lo que indican los análisis químicos.
    – Los niños de 11 años tiene un nivel hormonal superior a los adolescentes, pues su respuesta es más violenta. De nuevo la química está equivocada.
    – La testosterona incrementa la habilidad de contar hasta dos, o bien graba a fuego la respuesta “¿has perdido una rueda?”
    – Las mujeres tienen menos testosterona. Ya sabes por que tu mujer no tiene sentido del humor.
    – Los niños tampoco tienen. Cuando ríen es para disimular.
    – Las hienas hembra tienen mucha testosterona. Eso explica que sus aullidos parezcan risas. ¡Realmente se están partiendo de risa!

    En conclusión, un estudio mal hecho, con datos poco fiables y conclusiones precipitadas sin aplicar el mínimo sentido común.

    La respuesta al humor podria estar condicionada por la cultura, por la genetica, por las hormonas o la fase de la luna. Este estudio no nos aclara nada.

    Agradezco enormente el trabajo y esfuerzo de Neofronteras. Espero que esto se tome como una critica constructiva.

  2. NeoFronteras:

    Este artículo fue escrito en el periodo navideño, cuando la sequía de resultados realmente interesantes era alta. Se decidió su inclusión no por ser un resultado relevante o riguroso, sino porque la “metodología” empleada y el “contexto” eran bastante curiosos y dejaba entrever la psicología del que hacía la investigación y su “óptica” especial.
    Cuatrocientas personas hacen una muestra muy grande y aunque se carece del rigor del laboratorio las respuestas eran espontáneas. Probablemente la psicología masculina está influida por las hormonas, al igual que la femenina. En qué medida lo están es un tema discutible.
    Este resultado es simplemente un estudio curioso.

  3. Jose Piñeiro:

    Perdonen,
    Mi interpretación fue evidentemente errónea. El estudio sin duda es muy curioso y el hecho de que nuestro comportamiento este influido por las hormonas es indudable. Bajo ese punto de vista es publicable.
    Lo único que quería resaltar es que este estudio es muy poco riguroso, de metodología dudosa y conclusiones muy cuestionables.
    De nuevo quiero aprovechar para animaros a continuar la estupenda labor que realizais. Vuestra rigurosidad esta fuera de duda, a pesar de “noticias” como esta.

  4. NeoFronteras:

    No parece muy riguroso, aunque habría que leer el artículo original. Por desgracia no fue posible hacerse con él, sólo una nota de prensa.
    Gracias por su apoyo.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.