NeoFronteras

El ser humano causa el declive ecológico del Caribe

Área: Medio ambiente — Viernes, 18 de Enero de 2008

Según un estudio el crecimiento de la población alrededor del Mar Caribe han causado profundos cambios ecológicos en los arrecifes coralinos de la región.

Foto

Hay pocas cosas más excitantes en el mundo natural como un arrecife coralino*. Equivalentes en biodiversidad a las selvas tropicales son reductos de una belleza increíble. En el Mar Caribe aún se pueden encontrar corales cerebro que no se pueden abarcar con los brazos, esponjas gigantes y muchas otras especies únicas. Entre estos seres pululan peces de imposibles colores como el pez ángel reina. Si se es aficionado al buceo es un sitio al que hay que ir. Es muy fácil encontrarse con una tortuga marina o un banco de sábalos. Pero para disfrutar de su belleza no es necesaria una botella de aire comprimido, basta con una máscara de buceo, un tubo y unas aletas. Pero, por desgracia, todo esto está en grave peligro.
El problema del declive de los arrecifes no se da solamente en el Caribe, sino que es un problema mundial.
En un estudio, Camilo Mora, de Dalhousie University (Halifax, Canada), pone de relieve que este problema no sólo pone en peligro de extinción a multitud de especies, sino que además pone en riesgo un negocio de 4.000 millones de dólares procedentes del turismo o la pesca. Da a conocer sus resultados en un artículo publicado en Proceedings of the Royal Society of London.
Según Mora la degradación de los arrecifes va estar muy pronto más allá del punto de no retorno si no se hace algo al respecto.
El estudio se ha realizado, a diferencia de otros, sobre toda la región y ha tenido en cuenta las variables socioeconómicas. Se vigiló los arrecifes de coral con su flora y fauna en 322 localizaciones distintas, correspondientes a 13 países limítrofes. Además se hizo un amplio estudio de datos socioeconómicos como la densidad de población humana, el desarrollo costero, la agricultura y ecología de la región. También se tuvo en cuenta datos sobre la temperatura, huracanes, productividad, enfermedades del coral, etc.
Todos los datos y variables fueron analizados estadísticamente para así revelar las acusas de la degradación de los arrecifes de coral de la región.
El estudio muestra claramente que la excesiva población que vive en la zona es la principal causa que está produciendo la muerte del coral, la pérdida de biomasa y el aumento de algas. El análisis comparativo de los diferentes impactos que la población humana tiene en la zona revela que las principales causas del declive de los arrecifes se deben a la contaminación de aguas residuales y a la sobrepesca. Además las áreas cultivadas, que contaminan las aguas con fertilizantes, son las culpables del aumento de las macroalgas. Además, la mortalidad del coral se ve acelerada por el aumento de temperatura debido al cambio climático.
La expansión humana en las áreas costeras representa un riesgo para el mantenimiento de los complejos ecosistemas que son los arrecifes. Todas las especies: predadores, presas, algas, coral, etc. que viven en esos ecosistemas interaccionan fuertemente unas con otras de una manera intrincada. La actividad humana distorsiona estas relaciones y somete al ecosistema a unas demandas y presiones excesivas que no puede satisfacer. Si además unimos a todo ello el aumento de temperatura y la acidificación de las aguas el resultado es la destrucción del ecosistema marino.
Mora aconseja una explotación de los recursos basada en consideraciones ecológicas y de conservación para controlar la actividad humana.
El estudio muestra además que aquellas zonas que están bajo protección de políticas de pesca reguladoras han tenido éxito en la conservación de la población de peces, pero han fracasado en la conservación del coral y en el control de las macroalgas, debido a que estos dos problemas dependen también de otros factores distintos a la pesca.
Según Mora se necesita una solución de conjunto para intentar resolver el problema. La conservación de estos ecosistemas dependerá de cómo de pronto los países limítrofes adopten las medidas oportunas, entre las que están el control de la pesca, de las aguas residuales y de la expansión agrícola de la zona. El calentamiento del océano es otro factor muy importante y ligado también al crecimiento de la población.
Se espera que la población del planeta pase de los 6000 millones de habitantes de la actualidad a los 9000 millones para el año 2050. Tanto los arrecifes de coral como el resto de los ecosistemas ricos del planeta sufrirán una grave crisis antes de que lleguemos a mitad de siglo. Según Morar es muy importante adoptar medidas lo antes posible.

* La gran barrera de coral del Pacífico es la única estructura hecha por seres vivos que se ve desde el espacio.

Fuentes y referencias:
Nota de prensa de Census of Marine Life en Eureka Alert.
Artículo original (abierto).
Foto: pez ángel reina, por Skinned Mink vía Flickr.

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

Comentarios

Sin comentarios aún.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.