NeoFronteras

Las aves más antiguas tenían patas de dinosaurio

Área: Paleontología — Lunes, 12 de Diciembre de 2005

Foto
El fósil de Archaeopteryx (G Mayr).

Encuentran en un fósil muy bien conservado de Archaeopteryx unas características no vistas con anterioridad en otros fósiles similares y que sitúa a este antepasado de las aves más cerca de los dinosaurios que lo que anteriormente se pensaba.
El antepasado conocido más antiguos conocido de las aves es el archaeopteryx. Este animal con plumas, que vivió hace 150 millones de años, tenía rasgos de dinosaurio y a diferencia de las aves modernas poseía garras en las alas y dientes en el pico. La genealogía de este ser no estaba muy clara pero se creía que procedía de los dromesaurios, un grupo que incluye al velociraptor. Estos dinosaurios se desplazaban a dos patas y en general eran depredadores. El grado de parentesco con este grupo ha sido un tema de debate hasta este momento.
Ahora se ha descubierto que está emparentado aun más de lo que se suponía con este grupo animal gracias al redescubrimiento de un nuevo fósil, lo que provoca que haya que cambiar un poco el árbol evolutivo tal y como lo entendíamos hasta ahora.

Foto
Detalle de la pata en luz ultravioleta. Se observa una garra hiperextensible en el segundo dedo. Foto: G Mayr, Senckenberg.

Se conservan una decena de fósiles de esta ave, pero ninguno en el estado de conservación de este último. Pertenecía a la colección privada de un trabajador de una cantera de piedra caliza en Solnhofen (Alemania) donde fue descubierto el primer espécimen Archaeopteryx hace ya muchos años. Al morir este coleccionista el fósil ha estado a disposición del Wyoming Dinosaur Center (EEUU) para su estudio.
Un análisis del fósil ha revelado que el Archaeopteryx poseía en su segundo dedo de la pata una garra hiperextensible propia de los raptores nunca vista con anterioridad en estos seres. Animales como los velociraptores de la película Parque Jurásico tenían dicha característica.
En el cráneo se puede apreciar tambien un hueso denominado palatino con la misma forma que el que poseían los raptores.
Estos dos nuevos rasgos se han introducido en un modelo computacional que permite a los paleontólogos analizar la relación de parentesco entre especies. Según Gerald Mayr (Instituto Senckenberg en Frankfurt) la conclusión es que es muy difícil distinguir entre aves primitivas y dromesaurios.
La consecuencia podría ser que no podemos clasificar ya al Archaeopteryx y otros seres primitivos en el mismo grupo de evolución que las aves, o bien este grupo se debe de redefinir.

Referencia: Science (Vol 310, p 1483).

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

2 Comentarios

  1. Beto:

    Osease, que si inventamos la máquina del tiempo, ¿podemos comer dinosaurios?, ¿sabrían a pollo?

  2. carlos alexis hernandez lopez:

    Osea que si podemos construir la maquina del tiempo podemos ir a cazar las aves del pasado.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.