NeoFronteras

Las garrapatas sobreviven al vacío

Área: Biología — lunes, 9 de abril de 2012

Cuentan unos científicos japoneses que las garrapatas pueden sobrevivir a las condiciones de vacío y a ser irradiadas por un cañón de electrones.

Foto

Esta es una noticia que es, cuanto menos, absolutamente sorprendente. Según cuentan unos científicos japoneses en PLoS, al parecer las garrapatas pueden sobrevivir a las condiciones de vacío y a ser irradiadas por un cañón de electrones.
Desde hace un tiempo se sabe que algunos microorganismos pueden sobrevivir a las condiciones del vacío espacial. Incluso algunos líquenes también lo logran. Además, algunos de estos seres resisten la fuerte radiación que hay en el espacio. Esto permitiría cierta panspermia natural de un planeta a otro gracias al impacto de meteoritos. Sobre todo hace mucho tiempo, cuando este tipo de colisiones eran más frecuentes. Se han hecho cálculos de cómo sería esta panspermia dentro de nuestro sistema solar que sugieren que esto es plausible. Incluso se han hecho cálculos de este de en supertierras llegando a la conclusión de que en ese caso no se daría. Además, se ha visto que ciertos microorganismos pueden resistir las duran condiciones de una impacto meteorítico.
Por estas razones se han hecho varios experimentos de supervivencia a bordo de varias misiones espaciales. La última de ellas era la fracasada misión rusa a Marte, que pretendía aterrizar sobre una de sus lunas. Esta misión llevaba consigo varias especies resistentes a las condiciones espaciales, como los tardígrados u osos de agua. Estos pequeños seres eran la única especie animal pluricelular hasta ahora de conseguir tal proeza, siempre y cuando fueran deshidratados antes de ser sometidos a las condiciones espaciales. Esta pequeña criatura está compuesta en gran parte de agua, y el agua se sublima rápidamente en el vacío. Su deshidratación permite a estos animales alcanzar un estado de animación suspendida y después de uno de estos viajes espaciales volver a la vida si se les administra agua.
Pero las garrapatas (Haemaphysalis flava) no necesitan esta deshidratación. Pueden resistir sin preparación previa las condiciones de vacío en el interior de un microscopio electrónico, tal y como ha demostrado Naohisa Tomosugi, de la Universidad Médica de Kanazawa y sus colaboradores. De hecho es posible ver cómo mueven sus patas en directo bajo el haz de electrones del microscopio.

Foto
En esta secuencia se ve cómo la garrapata se mueve en la cámara de vacío de un microscopio electrónico bajo el haz de electrones.

Los experimentos los hicieron con 8 hembras y 12 ninfas. Todos ellos estuvieron 30 minutos dentro del microscopio. Una vez son sacadas fuera del microscopio, vuelven a tener una vida normal.
El resistir hasta cierto punto este haz de electrones es también otra notable propiedad de estos animales. Pero el haz de electrones daña a estos animales, aunque no los mate inmediatamente.
O bien sobrevivieron 2 días una vez fuera o más de dos semanas dependiendo de si habían sido expuestas o no al haz de electrones.
Los investigadores especulan que el animal deja de respirar mientras está expuesto al vacío (sic).
El descubrimiento se ha realizado por casualidad y permitirá usar a estos animales como modelo biológico de resistencia a condiciones extremas.

Copyleft: atribuir con enlace a http://neofronteras.com/?p=3798

Fuentes y referencias:
Artículo original.

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

13 Comentarios

  1. Paco:

    ¡Dejan de respirar en ausencia de aire!

    Joder cómo avanza la ciencia.

  2. yipicayei:

    Los más resistentes son los tardígrados, las garrapatas, unas aficionadas.

  3. NeoFronteras:

    Pues sí, es lo que dicen los investigadores:

    “We are speculating that ticks may display vacuum resistance if they have a similar breath-stopping function as shown in insects.”

    Dicen que dejan de respirar, o más bien, contienen la respiración como lo observado en algunos insectos según un resultado de otro grupo investigador:

    http://www.nature.com/nature/journal/v433/n7025/abs/nature03106.html

    Recordemos que las garrapatas no son insectos.

  4. r:

    Es verdad que muchas personas tienden a clasificar equivocadamente a las garrapatas como insectos. En el microscopio se observa que esa especie como todas las demás, tiene 8 patas a diferencia de la mayoría de los insectos que tienen 6.

    ¿Quién sabe porqué razón desarrollaron, este tipo de ácaros, la extraordinaria capacidad de sobrevivir ante la ausencia de aire?

  5. Diego:

    Bueno es normal, que van a hacer si no tienen aire? morirse? yo intentaría aguantar la respiración hasta ponerme rojo. Las garrapatas lo único es que aguantan más, no es para ponerse así….

    :)

  6. r:

    “El descubrimiento se ha realizado por casualidad”

    Bueno por ahí dicen algo así como que el azar favorece a una mente preparada, o en forma de ecuación:

    Oportunidad + Preparación = Buena Suerte.

  7. tomás:

    Lo que parece extraño es que el método para quitar una garrapata sea echarles una gota de aceite para que -supuestamente- no puedan respirar y se suelten o mueran por ello. Quizá la causa de que este procedimiento sea eficaz no se deba a que no les permita respirar sino a que se se introduzca por capilaridad a través de sus “branquias” hasta otros órganos importantes.

  8. daniel:

    Estimado tomás:
    Las garrapatas, como buenos arácnidos que son, no tienen branquias.
    http://en.wikipedia.org/wiki/Arachnid#Physiology

  9. tomás:

    Estimado daniel:
    Habrás notado que pongo “branquias” y con ello quiero decir que es una forma particular de llamar lo que otros llaman, como dice la página a que me envías, “pulmones en libro”, que nada tienen que ver con los pulmones de los vertebrados formados por alvéolos. Como eso de “pulmones en libro” lo conocía, y lo iba a poner, pero recordé que en algún sitio, que tengo olvidado y tampoco es cosa de ponerme a buscar, había leído branquias y creo que también entre comillas, que me gustó más. Como nunca he visto el sistema respiratorio de un arácnido; es más, siempre he sospechado que una buena parte de su respiración la hacían a través de poros -de ahí me explicaba lo de la gota de aceite- elegí ese término porque, en cierto modo, las branquias tienen láminas y esas láminas tienen otras, de forma que recuerdan, al menos a mí, la pluma de un ave, aunque su función sea tan distinta. Lo que sí sabía es que esos “pulmones” eran muy pequeños en comparación con el tamaño del cuerpo y por tanto precisaban mucha superficie; de ahí que prefiriese branquias, pero bueno, sin meditarlo. De todas formas te agradezco la corrección aunque me gustaría saber si hay un nombre más apropiado.
    En cierto modo, me ha pasado como en el artículo: “Los investigadores especulan que el animal deja de respirar cuando está expuesto al vacío” y a Neo no le queda más remedio que poner “(sic)”, para no responsabilizarse de la obviedad de la especulación. Ellos ponen (sic) y yo pongo comillas, para indicar que es una forma inexacta de decir, pero que se entiende.
    ¡Uff! Se podrá decir más claro, pero no más largo. ¡Cómo me enrollo!
    Un saludo cordial.

  10. daniel:

    Estimado tomás:
    La respiración de garrapatas y ácaros (ambos pertenece a la subclase Acari), puede ser a través de tráqueas, estigmas (pequeñas aberturas de la piel), el intestino y la piel:
    http://en.wikipedia.org/wiki/Acari#Morphology
    En este grupo no hay pulmones en libro.
    El porqué de la eficacia de la gota de aceite lo desconozco, y como decía Newton, hypotheses non fingo (no concibo ninguna hipótesis para explicarlo). Bueno, sí concibo una: que dependa de si la garrapata se ha alimentado: que esté llena de sangre y necesite digerirla; mientras que si está en ayunas puede dejar de respirar ya que ralentiza su metabolismo.

  11. tomás:

    Pues muchísimas gracias, estimado “daniel”. Ya veo que estos ácaros difieren en bastantes órganos de los demás arácnidos. También que tienen unas dotes tremendas para la supervivencia. Me ha asombrado que puedan vivir a 5000 m. de profundidad. No me extraña que hayan sobrevivido a todas las extinciones. Sospecho que, con esas facultades, ellos heredarán la Tierra. Quizá hasta las cucarachas los tengan como parásitos.
    Ya de paso te contaré que conocí a una persona que se quejaba de un gran dolor de cabeza y de que le había salido una verruga en la nuca. Le miré la zona y le dije que me parecía una garrapata, pues una vez había visto a un pobre perro infestado de ellas. El caso es que pasó varios días en el hospital.
    Un abrazo y gracias por la lección.

  12. RicardM:

    Cuando era estudiante utilicé el microscopio electrònico de barrido para estudiar la morfologia de las neuronas. Por tanto, no me cuesta imaginar el estupor que debió sentir el investigador japonés cuando vió que la garrapata que estaba observando movia sus patitas.

    No obstante, la técnica de preparación de muestras para microscopía electrónica de barido habrá cambiado mucho, porque en mis tiempos la muestra era liofilizada y bañada con oro sublimado (impermeable a los electrones) lo cual de por sí debe ser letal para una garrapata.

    Como decía aquel “hoy las ciencias adelantan que es una barbaridad”.

    Saludos cordiales.

  13. NeoFronteras:

    Es que el recubrimiento de oro era la preparación típica hasta hace no tanto. Pero es que la noticia es absolutamente sorprendente, por no decir increíble.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.