NeoFronteras

Inmunoterapia contra el cáncer

Área: Medicina — jueves, 7 de mayo de 2009

Consiguen, en experimentos de laboratorio, aumentar la respuesta inmunitaria contra los tumores.

Foto

Si hay una enfermedad que azota en la actualidad al ser humano es el cáncer. Dos son las razones por las que esto ocurre. Por un lado es una enfermedad que suele aparecer una vez se ha sobrepasado la edad reproductiva por lo que no hay una presión de selección evolutiva que la vaya eliminando, y ahora vivimos más. La segunda razón es el problema medioambiental en el que estamos inmersos. Además de los factores naturales que siempre han existido, tenemos la contaminación del aire y estamos expuestos a multitud de sustancias artificiales que antes no existían y que tienen efectos impredecibles en nuestro organismo. Los plásticos son uno de estos materiales que pueden generar sustancias cancerígenas. Por último, el tabaco se suma a todo ello aumentando de forma indudable la posibilidad de tener cáncer, tanto si se es fumador como si se respira el humo de los demás.
Deberíamos encaminarnos hacia un mundo que redujera paulatinamente la exposición a este tipo de sustancias y factores, pero mientras tanto sólo podemos luchar contra esta enfermedad gracias a la diagnosis temprana y a los tratamientos.
En la diagnosis se ha avanzado mucho en los últimos tiempos y es la razón por la cual se curan muchos casos de cáncer. Al tratar el cáncer en sus estadios iniciales es mucho más fácil conseguir la curación.
Sin embargo, en cuanto al tratamiento no parece que se hayan logrado grandes avances. Además del valor obvio de la cirugía, el tratamiento posterior suele incluir radioterapia y quimioterapia. Ambos tratamientos son muy agresivos y tienen bastantes efectos secundarios, pues a la vez que atacan a las células cancerosas también se llevan por delante células sanas, incluidas las células del sistema inmunitario, con lo que el paciente se queda con menos defensas para luchar contra otras enfermedades o contra el mismo cáncer.
Sin duda se ha avanzado en nuevos fármacos para quimioterapia o en sistemas de radioterapia mejores, pero no dejan de ser sistema de “fuerza bruta”. Se echa de menos un sistema más elegante e inteligente de lucha contra el cáncer.
Desde hace años varios grupos han investigado el uso del propio sistema inmunitario del paciente para tratar el cáncer. Sin embargo, a la hora de probar estas terapias se plantea un dilema moral. Como el tratamiento tradicional afecta el sistema inmunitario cualquier método que trate de usar esta nueva vía lo debe de hacer en solitario. Pero el tratamiento tradicional funciona bien en muchos casos y privar al paciente de él por una posibilidad de tratamiento cuya efectividad no se ha probado es discutible moralmente.
Sin embargo, algunos grupos de investigadores se atreven a investigar en este campo. Uno de los que lo hace pertenece al The Campbell Family Institute for Breast Cancer Research (CFIBCR) del hospital Princess Margaret (Toronto, Canadá). Estos científicos junto a sus colaboradores internacionales han descubierto cómo disparar la respuesta inmune contra el cáncer. Esto podría ser usado en ensayos clínicos en los que el paciente use las células de su sistema inmunitario para destruir las células cancerosas.
Según Pamela Ohashi, uno de los miembros del equipo, el hallazgo (que ha sido publicado en Nature Medicine DOI: 10.1038/nm.1953) demuestra las potenciales posibilidades que la inmunoterapia podría tener en el tratamiento contra el cáncer.
En estudios de laboratorio los científicos combinaron interleukina 7 (IL-7), que es un componente clave del sistema inmune, con una vacuna viral para mejorar la habilidad de las células del sistema inmunitario de atacar los tumores. El resultado fue claro: esta combinación aumentó la inmunidad contra el tumor. Estos científicos se muestran excitados por el hallazgo.
Al parecer la IL-7 consigue borrar las barreras que de forma natural bloquean la respuesta inmune frente a los tumores. Esto es importante porque en la aproximación habitual al problema, a través del uso de vacunas en solitario, se induce una respuesta en sólo el 1% o el 3% de los pacientes.
Tak Mak, otro miembro del equipo, dice que la promesa de que las propias defensas del paciente le defiendan del tumor es enorme. Según él está llegando el día en el que la inmunoterapia pueda evitar al paciente de cáncer los efectos tóxicos de las terapias tradicionales, mejorando ostensiblemente su calidad de vida.
Obviamente, y una vez más, sólo recordar que se tardarán años en implementar este tipo de terapias, si es que finalmente funcionan.

Fuentes y referencias:
Nota de prensa.
Nota importante.
Foto cabecera: célula T del sistema inmunitario (Berkeley Lab).

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

13 Comentarios

  1. ___Emilio:

    Es curioso como al final la razón se impone sin autocrítica…
    Hay un movimiento (en el que me englobo) que lleva años advirtiendo que la quimioterapia no cura ni por asomo el cáncer, si no que, en la mayoría de los casos es contraproducente y que la mejor vía es la terapia inmune (en varias formas: potenciación de las defensas propias, transferencia de células inmunes de un paciente a otro -con ratones funciona como un milagro-, “vacunación”… etc.
    Es decir: el cuerpo HACE DESAPARECER EL CÁNCER todos los días ya que ahora mismo, mientras escribo, tengo células cancerosas en mi cuerpo que mi sistema inmune elimina. Yo y tú y tú… cuando hay un desequilibrio en el sistema inmune (o un cáncer inducido o de difícil reconocimiento por el sistema inmune), la cosa se “desmadra” y el cuerpo no puede luchar solo, ahí aparecen los destrozacuerpos llamados oncólogos que te suministran lo que los laboratorios farmacéuticos les han dicho que “es lo mejor en los últimos años para este cáncer”… y te envenenan, literalmente. A partir de ahí, generalmente te quedan 2 a 5 años de vida, en un 70% de los casos. Si tienes un buen cuerpo y buen ánimo -esto es vital para la lucha- puedes sobrevivir más, pero con secuelas durísimas provocadas por ese envenenamiento masivo con fármacos que no han sido probados en general -véase BJM-
    Y claro, me refiero a que esa corriente de nuevo enfoque del cáncer ha provocado que nos llamen de todo: desde pu tos hippis hasta locos desinformados.
    Ahora vienen y dicen: ¡oh, la inmunoterapia es lo mejor que ha parido madre!
    Y nadie hace autocrítica de qué papel ha tenido el márqueting y las mentiras de los laboratorios en la muerte de millones de personas.
    Nadie que tenga poder de juzgarlos, claro.
    Y lo que es peor: muy pocos que tengan la capacidad de pensar.
    Los que embisten seguirán pensando lo mismo hasta que se queden tan desfasados como los que afirmaban que la lobotomía era la mejor opción para los pacientes problemáticos.

    Saludos y enhorabuena por el artículo.

  2. JOrge:

    Ummm, y los oncologos son parte de esa siniestra conspiración con la industria farmacéutica pues, sabiendo que el cáncer se cura fácilmente por otros medios insisten en tales terapias ¿verdad?

    Pues me temo que estas equivocado. La cirugía radical, al radioterapia y la quimioterapia nos son soluciones elegantes para el cáncer pero funcionan. En algunos tipos de leucemia la tasa de remisión es superior al 70% con una sobrevida excelente y en otros canceres la adecuada combinación de las tres terapias produce buenos resultados.

    Lamentablemente cualquier otra cosa en el momento actual es experimental o simplemente empírica. Respeto la situación de alguien con un tumor de mal pronóstico que quiera intentar cosas de estas pero le presentaría el panorama completo antes de sugerir terapias “milagrosas”

  3. ___Emilio:

    Tergiversación tras tergiversación hasta la derrota final, ¿no?

    Bien Jorge, es ya tan obvia vuestra derrota que… en fin, te contesto en el cuerpo.

    JOrge:
    Jueves 7 Mayo, 2009 @ 1:25 pm

    …y los oncólogos son parte de esa siniestra conspiración con la industria farmacéutica pues, sabiendo que el cáncer se cura fácilmente por otros medios insisten en tales terapias ¿verdad?

    *primera mentira: yo no he dicho que el cáncer se cure fácilmente con ninguna terapia. con NINGUNA. Y mucho menos con la quimioterapia curarás fácilmente algo.

    *De conspiración nada: negocio puro y duro.

    Pues me temo que estas equivocado. La cirugía radical, al radioterapia y la quimioterapia nos son soluciones elegantes para el cáncer pero funcionan. En algunos tipos de leucemia la tasa de remisión es superior al 70% con una sobrevida excelente y en otros canceres la adecuada combinación de las tres terapias produce buenos resultados.

    *Segunda mentira: he hablado de la cirugía? la he desprestigiado? no, no, y no. Hablo de la quimio y su negocio.

    *ok, en “algunos” casos de leucemia… la leche, sí que has tenido que buscar algo retorcidamente estadísticamente insignificante en el caso de los cánceres… y, astutamente combinarlo con otras dos terapias agresivas… para que la INCREIBLEMENTE efectiva quimioterapia… “salve” a un 70%!!! ánimo, no se me ocurren datos mejores!

    *lo de sobrevida excelente, me hace gracia hasta el concepto, le voy a decir a mi tío -que lleva 16 años machacado con el tratamiento de su leucemia- que su sobrevida es excelente.

    Lamentablemente cualquier otra cosa en el momento actual es experimental o simplemente empírica. Respeto la situación de alguien con un tumor de mal pronóstico que quiera intentar cosas de estas pero le presentaría el panorama completo antes de sugerir terapias “milagrosas”

    *tercera mentira: aquí no hay milagro, hay tendencias muy esperanzadoras constatadas CIENTIFICAMENTE -vamos, que leas el artículo en cuestión y si quieres una simple búsqueda bibliográfica-. De milagros… el mayor sería que un tumor cerebral se curase con quimioterapia. Eso sí que sería un milagro, de los gordos.

    Saludos, defensor de los oncólogos trasnochados que podrían quedar en paro si con una simple transferencia de células… el cáncer remitiese. Porque aún no he descubierto a nadie que diga que el cáncer se cure. Ni con terapia inmune, ni con estampitas de la virgen. Bueno, esto último sí lo he oído.

    ¡Saludos!

  4. JOrge:

    :-)

    Si con “una simple trasferencia de células” remitiese el cáncer ¿quien indicaría y administraría la terapia? pues los oncologos, supongo.

    Pasar de cultivos de células a ratas y de ahí a personas es algo que dura años, como pasa con cualquier otra terapia y si es segura y eficaz su uso se extiende. Los médicos no podemos hacer experimentos con nuestros pacientes, aunque respeto a quien desee hacerlos consigo mismo, a su riesgo. Comprendo tu aversión a la quimioterapia, pues no es muy divertida; mi suegra esta recibiendo quimio ahora para un tumor de ano recto pero es la mejor opción, por ahora.

    Tal vez tengamos algún día una terapia para el cáncer “Star Trek” (Dios ¡como envidio a McCoy!) y podamos vacunar a nuestros niños para las formas de cáncer mas comunes (ya se puede hacer para el cáncer de cuello de útero) pero falta mucho.

    Saludos

  5. Javier:

    Emilio ¿no crees que te estas pasando un poquito de paranoico? (lo digo en tono de broma sin intención de ofender)

    Es cierto que nuestro cuerpo se está eliminando células cancerosas constantemente. Si no se suicidan ellas solitas por apoptosis las reconoce el sistema inmune. Todo ello gracias a una enorme y compleja maquinaria que está en el genoma de cada célula pronta para activarse.
    Ahora bien ¿y si esos genes están dañados que hacemos? No es necesario el tabaco o una buena dosis de radiación (aunque ayudan bastante), basta conque al producirse esa célula se halla metido la pata durante la duplicación del ADN. No es que ss uno no funciona la célula se vuelve cancerosa obligatoriamente, pero si el gen afectado es uno de los que regula a los demás yo apostaría bastante plata a que si.
    Una vez sorteada la apoptosis y hecho que el sistema inmune no reconozca a estas células no hay mucho que el cuerpo pueda hacer. Hay que tratarlo de alguna forma. El problema es hacer algo que ataque al cáncer y solo al cáncer. Si una persona ve en un microscopio una célula grande, gorda y fea puede reconocerla como cancerosa. Pero supongo que estarás de acuerdo que convertir a una persona en millones de muestras para el microscopio y pinchar las células cancerosas una a una no es una buena idea. Hay que idear algo que las reconozca, pero ningún producto químico puede medir células y decir “a vos te ataco pero a vos no porque sos muy chiquita”.
    La forma de hacerlo es buscar características de las células cancerosas que por lo menos sean poco frecuentes en las células sanas. Una de ellas es que se reproducen muy rápido, para lo que son necesarias proteínas que no están en por ejemplo una neurona que casi no lo hace. Eso es algo que un medicamento si puede reconocer. El problema es que hay otras células sanas que también se reproducen rápido que también son afectadas, ahí todo el tema de los efectos secundarios de la quimioterapia. Se podría ver de erradicar el tumor con una sola dosis pero a costa de la vida del paciente.
    Ahora bien, una persona con un tumor tiene muchas más células sanas que cancerosas. Dentro de cierto límite es de esperar que se acaben primero las cancerosas a las sanas, o por lo menos que las cancerosas no puedan reproducirse mientras que las suficientes de las sanas lo logren.
    Esa es la idea básica, por supuesto que tiene millones de complicaciones en la práctica ¿pero te parece que sea producto de una conspiración o de unos médicos que buscan la mejor forma de solucionar un problema?

  6. Cladio:

    Estimados, le envió un articulo relacionado con investigadores en chile sobre el tema ..saludos ..
    “Investigadores del Departamento de Inmunología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile están
    La vacuna consiste en una inmunoterapia, utilizando la propia sangre del paciente, y está basada en células dendríticas, que son las vigilantes del sistema inmune, y capaces de activar una respuesta inmunológica de las células T que atacarán a las células tumorales.
    “El tratamiento consiste en sacar la sangre del paciente y extraer células especiales que son vigías a las cuales les entregamos la información del tumor específico de próstata. Luego se le reinyecta su sangre en forma de vacuna”,
    Actualmente hay 10 pacientes que están participando en el protocolo que están en distintas etapas. La mitad de
    Sobre los resultados obtenidos hasta ahora, la especialista señaló que “estamos bien contentos porque hemos visto que ciertos parámetros que se utilizan para medir la progresión del tumor, que es el antígeno prostático, se ha logrado disminuirlos o detener la pendiente de elevación que el paciente traía cuando lo empezamos a tratar”.
    Los hombres que padezcan esta enfermedad y estén interesados en el tratamiento pueden acceder de forma gratuita contactándose con los expertos de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile”

  7. ___Emilio:

    Hola Javier,

    Agradezco el tono de tu mensaje porque por lo menos aceptas la duda como elemento de partida.

    Si relees tu mensaje (cosa que uno mismo casi nunca hace ¿a que no? ;) ) verás que casi estás escribiendo la idea de la que parto, y la única barrera que te falta por derribar te la aporta el comentario de Cladio.

    Hay un “error” en tu razonamiento (ojo a las comillas): si el cuerpo tiene un fallo genético, SÍ es posible utilizar el propio sistema inmune… de OTRO cuerpo. En ratones se ha conseguido DESAPARECER tumores a raíz de inyectar celulas de ratones resistentes al cáncer a otros que no lo son (creo recordar que eran linfocitos T).

    Hablas de paranoia (en el buen sentido de la palabra) y es la segunda vez que digo que de paranoia nada: es un simple negocio para las farmacéuticas el tratar el cáncer con fármacos cada vez más caros (e inútiles: http://www.nytimes.com/interactive/2009/04/23/science/0424-cancer-graphic.html), si de repente aparece una terapia basada en el archiconocido sistema inmune… barata y eficaz, eso significaría el fin de los beneficios del negocio más importante de la segunda industria más importante del mundo… mientras puedan escudarse en que “esas terapias no están demostradas totalmente y las nuestras curan a todo, todo, todo el mundo” no van a soltar ese clavo.

    Si alguien tiene un negocio de venta de algo y sale un producto nuevo y distinto, mucho más barato… ¿qué haríais durante los primeros años? Negar su eficacia, o es que diríais “mi producto es una basura, pero debe usted comprarlo”.. sed realistas.

    En todo caso estamos ya ante la muerte de la terapia oficial de quimioterapia-veneno, como tantas otras veces en otras tantas terapias de locos que los médicos han utilizado: ¿algún siquiatra recomienda hoy lobotomías por sistema? Mira los datos de los años 50… miles!

    Sabes que el introductor de la terapia de lobotomía recorrió EEUU en una furgoneta-caravana practicando en ella lobotomías? Hasta que le retiraron de la circulación practicó miles durante años. En medicina, muchas atrocidades son vistas con buenos ojos… hasta que alguien protesta.

    Y ese alguien son ahora cientos de médicos que empiezan a decir que la quimio NO FUNCIONA, ASÍ de simple.

    Lo bueno es que no va a haber autocrítica con la gente que la ha defendido: tienen su título y están al margen escudandose en que “era el estado del arte en mi época”.

    Es el sistema en el que estamos, y como tal puede cambiarse con la crítica y la razón. Y esa es mi única “paranoia”: que no me toque un oncólogo de 30 años, con la carrera terminada hace 3, con conocimientos surgidos en los 70, trasladados a su curriculum por médicos/profesores de 60 años formados en los 50 y que, con suerte, conocen algo que se llama internet…. mientras el mundo va en otra dirección… y que me diga “esto (me ha dicho Pfeizer) es lo último en medicamento, pero… no te aseguro nada”.

    Y todo aquel que haya tenido la desgracia de tener familiares con cáncer sabe que -ironías a parte- hay mucha realidad en lo que digo.

  8. RicardM:

    Me alineo, como supongo era de esperar, con los argumentos de Jorge y Javier. Nada que añadir a ellos porque me parece que complementan muy bien el artículo. Pero permitidme unas reflexiones. Si las terapias antineoplásicas que hay actualmente (quimioterapia y demás) consiguen que el paciente viva lo suficiente, y lo suficientemente bien, como para morir de otra cosa (un accidente de tráfico, por ejemplo) en la práctica podemos decir que lo hemos “curado” del cáncer. Al fin todos hemos de morir de algo, y mientras no llegue este evento, a vivir de la mejor manera posible (que son dos dias, como decía aquel….). Sobre la calidad de vida de los pacientes con quimio, habría que conocer el deseo del paciente en cada caso, pero este creo que es otro tema.

    Saludos cordiales a todos.

  9. Javier:

    Emilio, yo no creo que la quimioterapia se use para que las compañías farmacéuticas se enriquezcan, lo que creo es que si bien es una estrategia poco selectiva y con muchos inconvenientes es con la que estamos más experimentados y sabemos que funciona dentro de sus limitaciones. Yo lo comparo con lo que haríamos si descubrimos el día de mañana encontramos un meteorito que va a colisionar con la Tierra, no nos pondríamos a probar con un motor experimental o una vela solar. Le tiraríamos bombas nucleares hasta que desaparezca o se nos acaben. Una solución sucia, venida de lo más profundo de nuestro animal salvaje interior, pero es la que mejor sabríamos llevar acabo.

    No se como exactamente que lograron hacer que esas células inmunes reconocieran a un tumor como amenaza. Despues de todo las proteinas de una célula tumoral están también codificadas en el genoma de las sanas (salvo por las de los genes dañados por supuesto). Si una célula cancerosa produce una proteína que es una versión más eficiente de un canal de glucosa (estoy inventando para dar un ejemplo)con el fin de conseguir más para permitirse una rápida división, las células que dan origen a la epidermis también lo harían. De hecho desde el punto de vista evolutivo es mejor que el organismo viva hasta reproducirse y muera de cáncer a que su sistema inmune se lo coma literalmente a las 3 semanas de nacido.

    Lo que si se es que entre las cosas que se están investigando con este fin esta la introducir en las células cancerosas los genes encargados de la apoptosis o en su lugar nos que produzcan una proteína de membrana que el sistema inmune reconozca como amenaza mediante un virus modificado. De la misma forma se podría hacer que los globulos blancos identificaran a un cáncer específico como amenaza. Estarás conmigo en que esta clase de técnicas aún no están listas para aplicarse sobre humanos. No es solo porque un viejo de 60 años no se fie de ella.

    Lo que intentaba hacer era mostrar la lógica de como es que funciona la quimioterapia y el porque de los problemas que tiene. No es que no funcione, es que erra muchos golpes y no hay muchas formas de corregirlo. Pero es preferible a confiar una vida a una técnica que recién esta dando buenos resultados en ratas.

    Por cierto, cuando puse los de las mutaciones no me entendiste. No tiene que estar afectadas todas las células de toda una persona, una célula puede equivocarse al copiar el ADN cuando se divide para reponer la piel perdida en una herida por ejemplo. Basta una célula mutante que escape a los controles para comenzar un cancer.

    PD: Debo reconocer que si creo que hay todo un negocio con la medicina. Pero no creo ni por asomo que llegue al punto de mantener toda una rama de tecnicas contra una enfermedad. Salvo que hablemos de cirugía estética, pero esa es otra historia.

  10. ___Emilio:

    Hola Javier, disculpa el poco tiempo para mi respuesta -temas de trabajo-:

    # Javier:

    Emilio, yo no creo que la quimioterapia se use para que las compañías farmacéuticas se enriquezcan,

    *estarás conmigo que por lo menos es un efecto secundario muy deseado por ellas, ¿no? ;)

    lo que creo es que si bien es una estrategia poco selectiva y con muchos inconvenientes

    *muchos, sí. Yo sólo añado que es inutil en la mayoría de los casos: repito: http://www.nytimes.com/interactive/2009/04/23/science/0424-cancer-graphic.html)

    es con la que estamos más experimentados y sabemos que funciona dentro de sus limitaciones.

    *ese es el quid de la cuestión: NO se sabe… ya que seguimos en estas honduras voy a buscar el último referente publicado en el BJM sobre la INUTILIDAD (así expresado en la revista científica más prestigiosa) sobre el 90% de los fármacos -en general, exceptuando los antibióticos, por su puesto-.

    Yo lo comparo con lo que haríamos si descubrimos el día de mañana encontramos un meteorito que va a colisionar con la Tierra, no nos pondríamos a probar con un motor experimental o una vela solar. Le tiraríamos bombas nucleares hasta que desaparezca o se nos acaben. Una solución sucia, venida de lo más profundo de nuestro animal salvaje interior, pero es la que mejor sabríamos llevar acabo.

    *este ejemplo no se adapta a nuestro tema, me explico: no concuerda con lo que estamos discutiendo: mira, un “contra ejemplo”.

    *señor! un meteorito vamos a tirar bombas y ya veremos si sirve para algo, en el caso de que rompamos el meteorito en miles de sub meteoritos radioactivos que posiblemente lleguen a la tierra incendiándola y llenándola de basura radioactiva… la posibilidad de éxito es del 10%

    *cabo primero! está usted en su sano juicio? Por ahí hay un tipo que ha desviado MIL submeteoritos con un éxito del 90% y que dice que si le dan dinero, nos fabrica lo mismo pero más grande evitando la colisión y sin impacto…

    *¿si tú eres el presidente del mundo… qué decisión tomarías? Ya no está tan clara la quimio frente a las ratas, no? :)

    No se como exactamente que lograron hacer que esas células inmunes reconocieran a un tumor como amenaza. Después de todo

    *si puedes, lee… al final verás que es más sencillo que teorizar sobre si el fármaco más utilizado para los tumores de mama es útil para el olor de pies o para el cáncer de mama. :) :)

    Lo que intentaba hacer era mostrar la lógica de como es que funciona la quimioterapia y el porque de los problemas que tiene. No es que no funcione

    *No, perdona: no funciona en un porcentaje altísimo, es así de duro, pero así de real: experimentos falsos, compra de voluntades -publicado eh?, no me lo invento-, datos inventados, etc. De eso está el mundo farmacéutico lleno. No lo digo por polemizar: te juro que si investigas… la FDA ha pasado muchos medicamentos dudosos por su “filtro de OK” que resultaron ser mortales y dañinos; y lo sabían los fabricantes: si pones uveio equis equis en google (lo he deletreado… para pasar el filtro anti spam) apechuga con las consecuencias :( .

    es que erra muchos golpes y no hay muchas formas de corregirlo. Pero es preferible a confiar una vida a una técnica que recién esta dando buenos resultados en ratas.

    *en el fondo , es lo que estas haciendo al confiar en la quimioterapia: los experimentos no duran 10 años… se hacen en ratas y… por acto del sacrosanto mercado… salen al mercado con experimentaciones en humanos prácticamente nulas: esa es la mentira de la que viven: NO experimentan lo suficiente, sacan y retiran los medicamentos cada tres años, sin consecuencias penales.

    PD: Debo reconocer que si creo que hay todo un negocio con la medicina.

    *pues si das el siguiente paso, entrarás en la desesperación de los que tenemos familiares muertos (más de la mitad de ellos) y amigos tambien y que demuestran que NO SE CURA el cáncer con “el último de los últimos fármacos anticáncer” -el medicamento que te destroza- y similares. No se cura porque lo he visto, no porque me lo hayan contado. Es triste pero para creer, hay que ver en este caso… y ya es demasiado tarde cuando has visto que los oncólogos manejan datos que les dan… pero que no tienen manera de comprobar.

    y el último consejo, antes de responderme, por favor TE LO RUEGO:

    Pon en google “anto nio bru”, ponlo por favor y verás, por primera vez (por lo que veo de tu discurso) que hay algo que no te han contado sobre el cáncer y que podría reducir los márgenes de beneficios de la segunda industria mundial.

    Por favor, antes de responder, lee sobre del bru.

  11. cecilia:

    Bueno, yo padezco de un tumor sarcoma y fui a la Argentina, realicé inmunoterapia y el tumor redujo. Yo sí creo en este tratamiento y ahora lo sigo realizando porque redujo el tamaño del tumor.

  12. Javier:

    ¿Un tipo que hizo un experimento de un tratamiento contra el cáncer prácticamente de inmediato en humanos y basándose en una teoría sin demostrar? ¿Eso es lo que querías que viera? Tienes que estar de broma.

    Actualmente los laboratorios de todo el mundo pueden comprar ratas propensas a padecer casi el tipo de cáncer que se quiera, y que no proteste que son caras. Yo estudio en una facultad del tercer mundo y el único inconveniente importante que hay es una enorme montaña de papeleo y un curso para poder trabajar con ellos. Y si de verdad el presupuesto no le alcanzaba debería haber hecho un artículo más bien teórico donde explicara su modelo y la clase de experimentos que permitirían demostrar su teoría y dejar que otro los hiciera. Pero no ponerse a hacer experimentos sobre un paciente sin más.
    Créeme, las compañías farmacéuticas no tuvieron que gastar un peso en evitar que consiguiera a otro paciente para seguir sus experimentos.

    En fin, con respecto al ejemplo que puse, si lo piensas bien tiene mucho en común con la quimioterapia: En ambos casos se enfrenta una muerte inminente si no se hace nada y buena parte de las soluciones bonitas siguen existiendo solo en el papel. Al igual que en la quimioterapia las posibilidades son bastante bajas, y si funcionan tienen consecuencias poco agradables. Pero en ambos casos puedes darte por muerto así que ¿qué más da?

    Lo que puedo sacar del artículo y de la nota de prensa es que tomaron glóbulos blancos de algún lado, les dieron unas clases en las que les explicaban que esa nueva masa deforme no era buena y los volvieron a poner de donde los sacaron. Antes de ponerme a “teorizar” busque sobre esto y al no encontrar lo que hicieron en concreto decidí hablar de las estrategias que se estaban intentando para lograr lo mismo.

    Con respecto a los últimos medicamentos contra el cáncer. Por supuesto que no curan a nadie, la mayoría siguen siendo experimentales y rara vez se prueban en pacientes que no sean terminales. Con la diferencia que estos si se probaron un número suficiente de veces en animales. No como tu querido Antonio.

    Por cierto, si estás tan convencido que la quimioterapia es un negocio ¿no te has preguntado porque no hay medicamentos que se basen en la misma estrategia para luchar contra el cáncer pero que sean tan inútiles que puedan ser tomados como si se tratara de una aspirina? Eso sí sería un negocio.

    PD: Para neofronteras: últimamente mis comentarios se están publicando ni bien los envío. Supongo que será un problema de la página.

  13. NeoFronteras:

    Es verdad que la quimioterapia es salvaje, pero en muchos casos funciona. A falta de otras medidas es mejor que no hacer nada.
    También merece mucho la pena explorar otras vías, siempre bajo el punto de vista científico y sensato, y no bajo la charlatanería. Es peligroso hacer ciertas cosas cuando las personas están desesperadas.
    Y sí, las farmacéuticas, están para ganar dinero, para eso son compañías privadas, con sus accionistas e inversores. Si queremos otro modelo más justo sólo habrá que multiplicar nuestros impuestos y financiar ese tipo de investigación, que por otro lado es muy cara. Un mundo ideal sólo es posible si la gente que contiene es ideal e idealista, pero la gente no es así. Queremos fármacos baratos y buenos, pero a la vez que se gaste el presupuesto del estado en otras cosa (especialmente en “ayudas sociales” directas que le den a uno mismo) y que además los impuestos los paguen los demás.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.