NeoFronteras

Datos sobre los nuevos ¿planetas?

Área: Espacio — Lunes, 12 de Septiembre de 2005

Foto
Imagen (en negativo) del objeto Santa. Foto: M. Brown/ Caltech.

Recientemente se han descubierto nuevos objetos en el cinturón de Kuiper, una región más allá de la órbita de Neptuno. Esto no representaría ningún problema si no fuera porque algunos de ellos rivalizan en tamaño con Plutón, dejando la definición de planeta un tanto confusa. No se sabe si denominarlos también planetas o quitar esa categoría a Plutón.
De momento, a la espera de que la Unión Astronómica internacional (UAI) les de sus nombre oficiales, los nuevos cuerpos son denominados familiarmente como Santa, Easterbunny, y Xena (de momento la UAI los conoce por 2003 EL61, 2005 FY9 y 2003 UB313). Todos ellos son de tamaño comparable a Plutón y sus orbitas están inclinadas con respecto al plano de la eclíptica donde el resto de las orbitas planetarias (excepto Plutón) descansan.
Mike Brown, uno de los descubridores de este tipo de objetos, opina que estos objetos podrían haberse formado en el sistema solar interior y luego ser expulsados al exterior.
Usando el telescopio Samuel Oschin en Monte Palomar, uno de los Gemini en Hawai y el Spitzer (telescopio infrarrojo en orbita terrestre), entre otros, se han estudiado las características de estos objetos que se encuentran a distancias considerablemente lejanas.
Por ejemplo, analizando la reflectividad de la luz infrarroja con el Spitzer y midiendo la emisión milimétrica con el radiotelescopio IRAM en España se ha podido medir la reflectividad superficial y el diámetro de Xena. Este objeto, situado a 97 unidades astronómicas (UA), refleja el 70% de la luz que incide sobre él, al igual que Plutón; y tiene un diámetro de unos 2700 Km.
Usando un telescopio en Chile se ha descubierto recientemente que Santa (fue descubierto el 28 de diciembre de 2004 y de ahí su nombre) tiene forma alargada, como un cigarro puro, y gira muy rápidamente, con uno de los radios menores como eje de giro, poseyendo el increíble periodo de rotación de sólo cuatro horas. Se espera que nuevas observaciones con el telescopio espacial Hubble confirme su extraña forma, que podría deberse a un choque violento con otro cuerpo o quizás deberse a que podría trstarse de un sistema de dos cuerpos que orbitasen muy próximos uno alrededor del otro sobre el centro de masas común.
Brown, junto con sus colegas, acaba de descubrir ahora con el telescopio Keck que Santa tiene una luna, que de momento han llamado Rudolf (por el reno de Santa Claus), que orbita a su alrededor con un periodo de 48 días.
Easterbunny, que fue descubierto el uno de Marzo (de ahí su nombre) está a 52 UA y puede tener un tamaño de unos tres cuartos el diámetro de Plutón. Ahora se sabe que debido a las temperaturas bajísimas su superficie, al igual que Xena y Plutón, está cubierta de metano congelado que formaría una capa de escarcha o incluso cristales de este compuesto que es un gas en la Tierra.
Se espera descubrir más objetos de este tipo próximamente, y es ahora cuando empiezan los problemas. No se sabe como denominar a estos objetos, si planetas, planetas menores, cuerpos menores, objetos transneptunianos, planetas transneptunianos, objeto planetario, etc. De hecho algunos astrónomos quieren quitar la categoría de planeta a Plutón por estar situado en esa región, ser muy pequeño (más pequeño que nuestra Luna) y orbitar en una órbita excéntrica e inclinada con respecto al resto de los ocho planetas. Estas características son casi las mismas para los nuevos objetos.
Un comité de la Unión Astronómica Internacional (AAI) se ha reunido para decidir la denominación más apropiada para estos objetos (incluyendo Plutón). Se espera que den a conocer la decisión esta misma semana. El problema surge cuando a las consideraciones astronómicas se les une la herencia social e histórica sobre este tema. El debate es más emocional que científico y la decisión final podría incluso no ser aceptada por la comunidad astronómica. Una de las soluciones que se está planteando sería añadir una palabra más a la palabra planeta. De este modo, ya no habría planetas “a secas” sino planetas terrestres, planetas gaseosos, planetas transneptunianos y finalmente planetas extrapolares.

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

Comentarios

Sin comentarios aún.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.