NeoFronteras

¿Oscuro y vacío destino final?

Área: Espacio,Física — domingo, 2 de noviembre de 2014

Proponen un nuevo modelo de energía oscura que predice un Cosmos futuro aún más vacío y aburrido que lo que se asumía.

Foto
Simulación a gran escala del Universo en la que se ven los filamentos de materia oscura. Fuente: John Wise, Tom Abel, Ralf Kaehler, Universidad de Stanford.

La idea que tenían en el medioevo sobre el Universo era muy distinta de la que tenemos ahora. Incluso a principios del Siglo XX desconocían muchas cosas que conocemos nosotros en este nuevo siglo. Incluso el gran divulgador de la Astrofísica que fue Carl Sagan se murió sin saber de la existencia de la energía oscura, concepto que ha cambiado radicalmente la visión que tenemos sobre el Cosmos.
El destino último del Universo parece ahora que depende de la energía oscura, esa fuerza repulsiva que hace que el Universo se expanda cada vez más rápidamente. Si finalmente esta energía es como una constante cosmológica lo único que nuestros descendientes verán del Universo al final será Lactómeda, el resultado de la fusión de la galaxia de Andrómeda y la Vía Láctea, y nada más. El resto habrá sufrido un olvido cósmico y esto dificultará o impedirá saber sobre el propio Big Bang.
Ahora unos investigadores proponen un escenario aún peor en el que existe una interacción entre la materia oscura y la energía oscura y que esto lleva a una energía oscura cada vez gana más terreno. Según ellos los últimos datos de supernovas de tipo Ia, del fondo cósmico de microondas y de campañas como la del Sloan Digital Sky Survey apoyan su modelo.
La materia oscura hace de andamiaje gravitatorio sobre el que crecen las demás estructuras a gran escala del Universo (ver imagen de arriba). La materia ordinaria se adhiere gravitatoriamente a ello. Pero sólo la materia (de cualquier tipo) se opone con su gravedad a la fuerza repulsiva de la energía oscura.
Por tanto, este nuevo efecto que proponen haría que la construcción de estructuras a gran escala del Cosmos se estuviera haciendo cada vez más lenta hasta que estas estructuras sean borradas por la energía oscura. Este estudio sugiere que la materia oscura se está “evaporando” y que cada vez será más difícil formar y mantener las galaxias.
Según David Wands (uno de los autores del artículo), “si la energía oscura crece y la materia oscura se evapora terminaremos en un gran, vacío y aburrido Universo con casi nada en él”. Añade que este estudio es acerca de las propiedades fundamentales del espacio-tiempo y que, a una escala cósmica, es sobre el destino de nuestro universo.
A finales del siglo XX se propuso la existencia de la energía oscura para explicar los datos astronómicos que indicaban una aceleración de la expansión del Universo, pero desde entonces no se ha podido saber bien la naturaleza de la energía oscura, aunque los datos observacionales parecen apoyar que el modelo que mejor se ajustaba es el de la constante cosmológica.
Estos físicos dicen ahora haber encontrado una descripción para la energía oscura a partir de la energía del vacío que incluye la transferencia de energía entre la energía oscura y la materia oscura. Según ellos, el modelo de una constante cosmológica como energía del espacio vacío sin más no explica lo observado en el Universo, especialmente el crecimiento de las grandes estructuras, como las galaxias y los cúmulos de galaxias, que parece ser menor de lo que predice el modelo de constante cosmológica.
Aunque toda idea sobre la naturaleza de la energía es bienvenida, no todos los expertos del campo están de acuerdo con la nueva idea, especialmente en relación a su apoyo observacional, pues hay problemas a la hora de encajar bien los datos.
Posiblemente ignoramos todavía muchas cosas sobre el Cosmos y quizás los habitantes de una Tierra futura les de pena nuestra ignorancia actual. Bajo esta perspectiva, es difícil afirmar categóricamente cuál será el destino final del Universo.

Copyleft: atribuir con enlace a http://neofronteras.com/?p=4535

Fuentes y referencias:
Artículo original
Copia artículo original.

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

13 Comentarios

  1. Leandro:

    Ayer termine de leer el libro The Age of Spiritual Machines de Ray Kurzweil que trata sobre inteligencia artificial, según el autor tarde o temprano crearemos una inteligencia artificial miles o millones de veces más inteligente que nosotros, en una parte del libro dice que una inteligencia de ese tipo será capaz de alterar el destino final del universo :)

  2. Joseba:

    Pura especulación sin ninguna base científica, como todas las predicciones a largo plazo.

  3. Pocosé:

    Lo de alterar el destino final del Universo es mucho especular.
    La inteligencia artificial o abiológica ya está aquí. Que llegue a tomar consciencia de si misma, accidental, intencional o evolutivamente, puede ser solo cuestión de tiempo.

  4. David:

    Y si una IA toma consciencia de si misma, ¿que vendrá después de nosotros.¿ Otros animales ocuparan el hueco o nicho ecológico dejado por la humanidad; o serán los robots semiorganicos o ciborgs. Algo parecido al final la película IA de Steven Spilgbert, cuando el robot que queria ser niño despierta en el futuro¿

    ¿Y cuando convivan con la humanidad, sera como skynet y los terminators, como la computadora que dirigía la Ciudad de las cúpulas, en la Fuga de Logran, como los replicantes de Blade Runner. O como la película de yo robot.¿

    ¿Para que queremos construir una IA que tome consciencia de si misma y deje de prestarnos un servicio, por rebeldía, que nos vea como un competidor o amenaza para sus intereses. En lugar de electrodomesticos que nos presten un servicio, y nos haga la vida un poco mas facil.¿

  5. Leandro:

    Muy buen punto David, otra posibilidad es que la IA decida que la tierra no es un lugar interesante y nos abandone dirigiéndose hacia el espacio jaja que triste sería :(
    La verdad es que quizás a nadie le interese crear una IA con conciencia pero si podríamos entrenar redes neuronales para que sean especialistas en resolver diferentes problemas, luego quizás podríamos integrar esas redes a nuestro cerebro aunque aún no he visto mucho al respecto.
    Según he leído quizás en 2015 Qualcomm empiece a vender sus Chips neuromórficos (Neuromorphic Chips) que son un tipo de redes neuronales según entiendo. Estoy muy interesado en ver esos chips funcionando y ver de que manera los programan y que son capaces de hacer.
    2015 parece que va a ser un año muy interesante tecnológicamente… (Oculus Rift, Avegant Glyph, Magic Leap)

  6. tomás:

    Estimado Leandro:
    El segundo párrafo de tu comentario 5, me conduce a recordar que ya se están utilizando -o al menos, ensayando o investigando- chips para la enfermedad de párkinson y para la epilepsia como método para evitar los movimientos compulsivos y las crisis. No sé si administrando algún fármaco en el lugar del cerebro donde se localice el desarreglo o con impulsos eléctricos. El caso es que sé lo difícil que resulta mejorar algunas enfermedades mentales y creo que ese camino puede ser esperanzador.
    Un cordial saludo.

  7. Miguel Ángel:

    Al hilo de lo que comentan David y Leandro, recientemente he visto en un documental que un supercomputador ha ofrecido una nueva solución matemática al problema del doble péndulo. Pero de ahí, a pasar a hablar de controlar el destino de la humanidad, media un abismo.

    También tengo conocimiento de esa idea de crear una especie de burbuja para tratar de eludir el destino final del Universo. Está bien como propuesta pero, de momento, es pura especulación.

    Y sobre los chips neuronales, se postulan como una terapia interesante, pero hay que ser cautelosos cuando hablamos de reparar algo tan complejo como el conectoma cerebral, como parece que apunta “tomás”. Es posible que nos topemos con limitaciones técnicas, incluso alguna que aún no conozcamos.

  8. tomás:

    Estimado Pocosé:
    Refiriéndome a tu 3, en la cuestión de que una inteligencia tome conciencia de sí misma, creo que conviene estudiar la naturaleza.
    Se ha dado en muy pocos seres. ¿Y por qué ha sido así? Si meditamos evolutivamente ha de ser porque a esa mayoría no les es necesaria para el fin fundamental de lo vivo, que no es otro que la reproducción.
    Pero también lo es en los pocos que poseen la autoconciencia.

    Yo distingo entre consciencia y conciencia. Diría que la consciencia es la percepción “pensada” de la existencia de una realidad exterior al propio ser, mientras que la conciencia lo incluiría. Aunque muchos autores no diferencian una de otra y su raíz latina es la misma, creo que ahora, al menos en español, son conceptos distintos. En su uso, al menos, hay diferencias.Diría que, usualmente, “ser consciente de algo” y “tener conciencia de algo” son equivalentes, pero en todos los demás casos que se me ocurren no sucede lo mismo.

    Agradecería opiniones sobre esto aunque, en realidad, poco tiene que ver con el artículo; mas bien parte, como digo, del comentario 3 de Pocosé.

  9. tomás:

    Amigo Miguel Ángel:

    Tienes toda la razón en lo que dices sobre mi ilusión de que algún día pueda ayudarse a los enfermos mentales a alcanzar algún tipo de equilibrio por un método que no sea estrictamente farmacológico. Lo que sucede es que la psicología, que tiene la virtud de ser poco agresiva o, si quieres, de no serlo, está sometida a un terrible defecto: la psicología del psicólogo; además de que ha de guiarse por el discurso del enfermo. Conozco algún caso en el que el psicólogo habría de estar -quizá exagero- con camisa de fuerza.

    Esto me hace recordar un diálogo -no recuerdo si de Woody Allen- en el que decía evitar ir al psicólogo porque que todos acababan llorando sobre su hombro.

    Y, a propósito de mi anterior comentario, creo recordar que el reconocimiento de la propia identidad tiene mucho que ver con el lóbulo parietal derecho. Es que, como tú, he disfrutado con Oliver Sacks.

    Un fuerte abrazo.

  10. David:

    Cosas tales como la Realidad Virtual, si pudiésemos recibir imputs, directamente en la cabeza, como propone la película Matrix. El cerebro seria entonces fácilmente hackeable. Por otra parte se habla de introducir en el cuerpo mano maquinas, en el torrente sanguineo, que activen sensaciones sincronizadas con una película o videojuego (se habla incluso de que los videojuegos dejaran de existir, como los conocemos; y en su lugar, habrán películas interactivas.)

    Pero podria ser el futuro, para los que sueñan con las viajes interestelares de exploración virtual, en plan documental o experiencia divulgativa/educativa. Y en plan aventura. Algo parecido a lo que mostraba la película Avatar, de James Cameroon. Ya que el viaje físico a mundos tan lejanos, podría ser imposible aun para una tecnología futura mas avanzada.

    Pero lo mas inquietante, es la posibilidad de que nos chipeen, para tenernos siempre localizado, como en la pelicula, “La Fuga de Logan”; y que nos puedan reprogramar, como si fuésemos robots. De hecho, ya hay ordenadores orgánicos, que resuelven problemas, además de ordenadores ópticos.

  11. Leandro:

    “Y sobre los chips neuronales, se postulan como una terapia interesante, pero hay que ser cautelosos cuando hablamos de reparar algo tan complejo como el conectoma cerebral”

    Seguramente no va a ser sencillo implantarnos chips para aumentar nuestra capacidad cognitiva/inteligencia/memoria pero varias veces he escuchado decir que en la neocorteza tenemos cierta cantidad de módulos que se repiten una y otra vez; y si además tenemos en cuenta la plasticidad cerebral… también he leído que nuestro cerebro no es más grande simplemente porque si fuera más grande no podríamos salir por la parte privada de las mujeres al nacer.

  12. Pocosé:

    Amigo Tomás
    Reproducción y también supervivencia.
    Paradógicamente, al menos en lo que a humanos se refiere, me da la impresión de que a medida que aumenta el grado de autoconsciencia se va imponiendo la superveniencia sobre la reproducción.
    Esa hipotética inteligencia abiológica, liberada de la biocaducidad. ¿No estaría también liberada de necesidad reproductora?
    Un abrazo.

  13. Miguel Ángel:

    Efectivamente, Leandro. La presión evolutiva hace que 3 factores entren en confrontación:
    1-El tamaño del cerebro del feto.
    2-El tamaño de la pelvis materna.
    3-El tiempo de gestación.

    En teoría el aumento de tamaño del cráneo podría compensarse aumentando el tamaño de la pelvis materna. Sin embargo, llegados a un punto, este crecimiento de la pelvis empieza a comprometer la bipedestación y la marcha.

    http://antroporama.net/dilema-obstetrico/

    El camino que ha camino que ha tomado la evolución no es otro que reducir el tiempo de gestación, de tal manera que el feto pueda seguir atravesando el canal del parto, pero que no sea a costa de tener un cerebro reducido. La contrapartida es que nacemos siendo todavía fetos que no han acabado de desarrollarse: dicho desarrollo se completará en los años siguientes y justifica el hecho de que nuestra especie presente lo que se llama “neotenia”.
    http://antroporama.net/neotenia-el-defecto-que-nos permitio-tener-un-cerebro-mas-grande/

    Un cordial saludo.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.