NeoFronteras

Una sustancia del vino es eficaz contra el Alzheimer

Área: Medicina — Lunes, 14 de Noviembre de 2005

Foto

Un compuesto químico presente en el vino en grandes concentraciones reduce los niveles de unas moléculas perjudiciales y ligadas al mal de Alzheimer.
Esta sustancia (resveratrol) es un polifenol que pertenece a los numerosos antioxidantes que podemos encontrar en el vino. En un estudio reciente se ha demostrado que contribuye a ayudar a las células a degradar unas moléculas (péptidos beta-amiloides) que producen lesiones cerebrales en los aquejados por el mal de Alzheimer, enfermedad degenerativa responsable de un tipo de demencia senil que afecta a millones de personas en todo el mundo.
El resveratrol se encuentra además en numerosas frutas, plantas y bayas. Como por ejemplo la podemos encontrar en las uvas, moras, arándanos, cacahuetes, etc. Así que no sería necesario emborracharse para prevenir los efectos del Alzheimer.
El estudio ha sido conducido por Philippe Marambaud del centro Litwin-Zucker Research Center for the Study of Alzheimer’s Disease and Memory Disorders en Manhasset (New York) y publicado el 11 de noviembre en la revista Journal of Biological Chemistry.
Los investigadores han encontrado que esta sustancia beneficiosa, que se encuentra en grandes cantidades en el vino, podría ser muy efectiva en el tratamiento del Alzheimer, ya que han descubierto que una disolución de sólo 40 micromoles por litro de esta sustancia corta los niveles de los péptidos beta-amiloides en un más de un 50% en ensayos de laboratorio.
Los tratamientos con inhibidores de la proteosoma anula el efecto, por ello los investigadores creen que el resveratrol opera mediante el refuerzo de la proteosoma que es una complejo multiproteico que rompe otras proteínas dentro de las células.

De momento los investigadores no saben qué dosis de esta sustancia sería necesaria para combatir en la realidad este mal, pues los experimentos se realizaron sólo en cultivos. Quizás la concentración natural de esta sustancia en las uvas o bayas no sea suficiente como tratamiento.
Ahora estos investigadores esperan encontrar alguna sustancia similar que sea más potente y probarla sobre ratones.
Mientras tanto una copa de vino de vez en cuando quizás sirva al menos para afrontar mejor los miedos que los afectados del mal padecen.

Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.
Compartir »

Comentarios

Sin comentarios aún.

RSS feed for comments on this post.

Lo sentimos, esta noticia está ya cerrada a comentarios.